Educación

En esta sección encontraras todos los libros relacionados con este genero. Te hemos dejado un buscador para que puedas encontrar el libro de una forma mucho mas comoda. También tienes una seleccion de los mejores libros que puedes encontrar en esta categoria. Te invitamos a que les eches un ojo.

Nuestro Buscador

Últimos Libros de Educación

¿Quiere publicar un libro de educación o publicar un libro para profesores? ¿Necesita consejos para escribir y publicar libros de educación? En esta página encontrarás información sobre cómo empecé a escribir y publicar libros para profesores, y aprenderás cómo puedes escribir tú también libros para profesores.

¿Quién soy yo para dar consejos?

No soy ni mucho menos una experta en el tema de la publicación de libros, pero lo he hecho con éxito tres veces y soy sincera sobre el proceso, así que suelo recibir MUCHOS correos electrónicos pidiendo consejo. Hay muchas maneras de publicar tu libro y de ganar dinero vendiendo libros para profesores, y estoy encantada de compartir lo que a mí me ha funcionado. No puedo garantizar que haya hecho las cosas de la "manera correcta", pero disfruto escribiendo libros y he estado ganando dinero constante haciéndolo desde 2008. Espero que cuando leas mis consejos, encuentres algunas ideas que resuenen y te sirvan a ti también.

¿Quién dijo algo sobre publicar? ¡Ponte a escribir!

Lo primero es lo primero: la mayoría de las personas que se preocupan por cómo publicar y vender su libro ni siquiera han escrito el libro todavía. De hecho, diría que el 95% de las personas que me envían un correo electrónico pidiendo ayuda todavía están atascadas en la frase "tengo una gran idea para un libro". Mi consejo es siempre el mismo: escribe el libro antes de preocuparte por cualquier otra cosa. Hay un número incalculable de manuscritos a medio terminar que languidecen en los cajones del escritorio. Hasta que no tengas un libro bien escrito (y bien editado), todo lo demás es discutible.

Si se opta por la vía de la publicación tradicional, es muy probable que un editor quiera ver un manuscrito completo antes de decidir si lo publica o no. Por supuesto, los autores consolidados pueden presentar propuestas, pero si eres un desconocido, es probable que la editorial no te preste mucha atención sin un manuscrito terminado. Como mínimo, querrán el índice y algunos capítulos de muestra.

No basta con tener unos cuantos capítulos terminados. ¿Cómo sabrás qué dirección tomará finalmente tu libro? Tal vez los primeros capítulos acaben siendo redundantes o deban colocarse en un orden diferente. Y es muy probable que no sean tu mejor obra si no has visto cómo encajan en el contexto más amplio de lo que intentas contar. Probablemente querrás cambiar el título, el subtítulo, la descripción, etc. antes de que el libro esté terminado. Así que, ¿por qué intentar comercializar algo que está incompleto y que va a cambiar?

Si decides autopublicar, es aún más importante tener un producto terminado porque la autopublicación es un proceso mucho más rápido. Puedes tener una pila de ejemplares en tu poder a los pocos días de enviar el libro a la imprenta, y Amazon suele ponerlo en la lista en una o dos semanas. Todas las vías de autopublicación (Lulu, Smashwords, etc.) tienen requisitos similares en cuanto al formato, etc., por lo que no es necesario seleccionar la opción de autopublicación hasta que el libro esté prácticamente terminado.

Así que, en caso de que no haya sido claro: mantente concentrado en escribir tu libro. Esa es la parte más difícil, y una vez que lo hayas hecho, habrá montones de opciones abiertas para ti. La industria editorial está evolucionando tan rápidamente que cada año que pasa es más fácil publicar un libro, así que no hay ninguna razón para estresarse sobre cómo publicar un libro que aún no has escrito.

¿Cómo saber qué escribir?

Creo que todo el mundo tiene un libro en su interior. Y todos los profesores que conozco tienen una idea o perspectiva de enseñanza que merece ser compartida con el mundo. No dudes de ti mismo. Escribe lo que tienes en el corazón. Escribe lo que hay que escribir. Escribe las cosas en las que te acostarás por la noche pensando si no las plasmas en la página. No te preocupes todavía por cómo será recibido; esa parte viene durante el proceso de edición. ¿Ahora mismo? Escribe.